El estado de Illinois en Estados Unidos emitió un comunicado oficial en el que aclaró las reglas bajo las que trabajarán las empresas asociadas a las criptomonedas en el territorio, en un nuevo paso de esta tecnología financiera en su afianzamiento en Estados Unidos.

El anuncio fue realizado por el Departamento de Regulación Financiera y Profesional de Illinois (IDFPR, por sus siglas en inglés) luego de que en noviembre se publicara una primera guía y hace seis meses se recibieran comentarios y revisiones sobre la propuesta.

De hecho, los puntos fundamentales de la medida tomaron en consideración parte de las revisiones de la comunidad, por lo que puede tener muy buen recibimiento. Las criptomonedas incluso podrán ser tomadas en cuenta dentro del patrimonio neto, siempre y cuando sea de la propiedad de quien solicite la validación de patrimonio ante el Departamento.

Otro de los puntos focales es que a partir de la entrada en vigencia de estas nuevas reglas, quedó claro que las monedas digitales no entran bajo la definición de dinero usada en la Ley de Transmisores de Dinero (TOMA) del estado, por lo que las empresas que se dediquen al intercambio y transmisión únicamente de este tipo de elementos de valor no se verán sujetas al marco legal y punitivo.

Asimismo, las startups de la industria pueden utilizar criptomonedas como valores de inversión permisados, ya que a ojos de la IDFPR las inversiones tradicionales en muchas oportunidades suponen cargas extra, incluso en los casos de pequeñas transacciones, lo que limita las posibilidades para los emprendimientos.

La IDFPR entiende que los requerimientos de reservas de capital denominados en dólares imponen cargas adicionales a las compañías de criptomonedas y por lo tanto considerarán las reservas de moneda digital como una forma de inversión permisible.

Departamento de Regulación Financiera y Profesional de Illinois (IDFPR)

La guía establece que las empresas cuyas actividades  de transmisión de valores involucren exclusivamente el intercambio de criptomonedas no deberán obtener una licencia como las que se establece para este tipo de actividades asociadas al dinero fíat. En cuanto a la minería y actividades asociadas a esta, siempre que se implique el manejo únicamente de criptoactivos, también queda fuera de la ley TOMA.

Sin embargo, dentro la guía se estipula que si las actividades de intercambio incluyen alguna moneda fíat, estas transacciones sí podrían incluirse como actividades asociadas a la transmisión de dinero, con la exigencia del cumplimiento del mencionado marco legal, la ley TOMA. Además, se establece que aquellas empresas cuyas transacciones involucren otros valores además de criptomonedas, deberán consultar al Departamento para conocer si deben solicitar una licencia y de qué tipo debe ser.

Si la transmisión de monedas digitales implica dinero (fíat) en una transacción, esa transacción puede ser considerada como una transmisión monetaria dependiendo de cómo se organice la transacción. Toda persona o entidad que realice una transacción que implique tanto monedas digitales como dinero (fíat) deberá solicitar una determinación del Departamento sobre si dicha actividad requerirá o no una licencia TOMA.

Departamento de Regulación Financiera y Profesional de Illinois (IDFPR)

De esta manera, Illinois se convierte en un nuevo territorio de apertura para la inversión y el negocio de las criptomonedas, adoptando un marco legal sumamente similar al de New Hampshire, en donde la autoridad financiera eximió de impuestos a las firmas dedicadas a las criptomonedas, que siguen abriéndose paso en Estados Unidos.

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina: