El consorcio financiero para el desarrollo de la blockchain R3CEV continúa alcanzando el éxito en las pruebas realizadas en esta tecnología. A finales del mes pasado tuvimos noticia de sus pruebas interbancarias con el XRP de Ripple, y ahora diez de sus bancos miembros vuelven a aprovechar la cadena de bloques para cubrir otra necesidad del mundo financiero.

BBVA, CIBC, ING, Intesa Sanpaolo, Natixis, Nordea, Northern Trust, Société Générale, UBS y US Bank estuvieron desarrollando durante los pasados tres meses una prueba de concepto destinada a facilitar los métodos de Know Your Customer (KYC) y basada en la plataforma nativa del R3, Corda. Es decir, tecnología de contabilidad distribuida al servicio de las entidades bancarias.

La estrategia Know Your Costumer, que se puede traducir como ‘Conoce a tu Cliente’, engloba los procedimientos llevados a cabo por una institución financiera para identificar a sus clientes y saber exactamente de dónde provienen sus fondos, con el fin de evitar el trato comercial con personas que podrían estar involucradas en crímenes como el lavado de dinero, la corrupción y el terrorismo. Según una investigación de Thomson Reuters, estas operaciones pueden llegar a costar hasta $500 millones al año.

Allí es donde entra la blockchain, que ayudará a reducir costos y además agilizar el proceso. Esta prueba de concepto, desarrollada en el ambiente seguro de los Laboratorios R3, permite a los participantes crear y gestionar sus propias identidades, incluyendo toda la documentación necesaria. Además, pueden a su vez permitir a otros participantes o administradores acceder para revisar y manejar la data, de modo que sólo los involucrados podrán verla, asegurando la privacidad y transparencia en el KYC.

David Rutter, CEO del R3CEV, comentó al respecto.

La creciente complejidad y el costo de los requisitos de cumplimiento de KYC presenta un gran desafío para los bancos en la incorporación de nuevos clientes y está teniendo un impacto negativo en esas relaciones. La tecnología de contabilidad distribuida puede proporcionar una visión unificada de los clientes mientras que también puede reducir significativamente los costos y tiempos necesarios para la verificación de la identidad.

David Rutter

CEO, R3CEV

Seis de los bancos involucrados contribuyeron código para la prueba desde cinco zonas horarias diferentes, por lo que sin duda el gran objetivo del R3, la colaboración internacional en cuanto a blockchain, se está logrando ampliamente.

Hace poco el consorcio anunció que Corda sería de código abierto y se uniría al Hyperledger Project muy pronto, con la meta última de crear un espacio blockchain al que cualquier compañía, desde las más grandes hasta las más pequeñas, pudiera pertenecer evitando riesgos corporativos y además haciendo crecer el ecosistema. Con esta nueva prueba, realizada con éxito, se han acercado un paso más hacia esta visión de futuro.

 

Imagen Destacada: LinkedIn.