“Hola, Freedom Hosting II, has sido hackeado” es el mensaje que dejó un presunto hacker de Anonymous hace unos días en todas las páginas ‘onion’ hospedadas por el servidor Freedom Hosting II, que, según expertos, puede representar hasta el 20% de la Darknet.

En el mensaje, el hacker habla en nombre de la organización y afirma que ‘están decepcionados’, pues a pesar de que en el servicio de hosting dicen no tolerar la pornografía infantil, más del 50% del contenido alojado era, de hecho, material para pedófilos. Además, menciona que descubrió muchos sitios falsos creados por el administrador para cubrir los costos de hospedaje, y mientras que oficialmente el Freedom Hosting II no acepta más que 256MB por sitio, fueron encontrados hasta 74 GB en archivos, seguramente relacionados a la pornografía infantil.

Así que el responsable dio de baja 10.613 páginas junto a sus credenciales y copió todos los archivos y data que, en principio, quiso vender a quien quisiera comprarla por 0.1 BTC. Sin embargo, no mucho tiempo después se actualizó el mensaje para indicar que ya no tendrían que comprar la información, pues la comprimieron en un Torrent que cualquiera podría descargar gratis. Este sí un comportamiento más propio de Anonymous, que simplemente suele filtrar los datos sin cobrar, aunque no se fueron sin invitar a todos a donar bitcoins a su dirección, que a la fecha ya cuenta con 0.1265872 BTC, es decir, alrededor de 132 dólares.

Según la investigadora privada Sarah Jamie Lewis, el Freedom Hosting II representa entre el 15 y el 20% de todos los sitios ‘onion’ (distintivos de la Internet Profunda) que pueden ser rastreados por su huella digital única. Pese a ello, parece destinado a no sobrevivir. El servidor original fue dado de baja por un ataque informático del FBI en 2013, mientras que su propietario, Eoin Marques, fue arrestado y continúa en su país natal, Irlanda, donde enfrenta 14 años de prisión.

Por su parte, el responsable de este incidente fue entrevistado a través del correo del mensaje por el medio Motherboard, a quienes confesó que este había sido su primer hackeo. En principio sólo pretendía entrar al servidor y ver los datos, pero al darse cuenta de la pornografía infantil, decidió hackearlo, y, además, publicar una guía de 21 pasos de cómo hacerlo, asegurándole así una difícil recuperación al FH2.

No perdonamos, no olvidamos

El mensaje venía acompañado por el tan conocido lema de Anonymous: “No perdonamos. No olvidamos. Debiste habernos esperado”. Esta es una organización anarquista de hackers en todo el mundo, que suele manifestarse desde 2008 en hackeos de protesta a favor de la libertad de expresión, la independencia, y, en general, diversas causas que lo requieran. Como no posee líderes, sino que es completamente descentralizada, siempre es difícil saber cuáles son los ataques ‘oficiales’ planeados por la organización, pero suelen tener el mismo fin que este: sabotear individuos o colectivos que estén cometiendo alguna injusticia.

El último blanco que se han propuesto ha sido el actual presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, debido a sus restrictivas políticas de migración, que impiden incluso a los refugiados entrar al país. No sería demasiado extraño que en lo próximo nos encontremos con algunos archivos personales de Trump siendo vendidos a cambio de bitcoins en la Darknet.

Scan to Donate Bitcoin
¿Disfrutaste leyendo este artículo? Agradece a con una propina:
Bitcoin 1CZ2E8v31p417TDbSmYXSYwSVTVExGcip3
DAR PROPINA