El día de ayer el banco BBVA emitió un comunicado dirigido al diario El País, en el que examina de qué manera puede regularse legalmente la tecnología blockchain.

El economista Javier Sebastián del departamento de investigación de BBVA, afirma en el artículo que la tecnología como tal no puede ser regulada, y lo que es objeto de regulación son sus diferentes aplicaciones. Así mismo, señala que los usos actuales que están en práctica no son muchos, además de Bitcoin, y que la mayoría de las aplicaciones de la tecnología están en fase de prueba, por lo que se “hace aún más complicado acometer su regulación”.

Igualmente, los motivos del banco para realizar esta pequeña investigación van desde el creciente uso de la blockchain en varios sectores, a el potencial que demuestra en sus usos para el sector financiero y la industria bancaria. En otras palabras, ya que la blockchain representa una gran posibilidad de cambio en el modelo financiero y bancario, la entidad se pregunta si la tecnología, o mejor dicho, sus usos, deben y/o pueden ser regulados.

En consecuencia, en el artículo se hace un recuento de algunas leyes ya establecidas por algunos entes europeos en relación a la tecnología y su regulación, algunas tienen que ver con las casas de cambio y las medidas de seguridad para evitar el lavado de dinero y el uso de las criptmonedas con fines ilícitos. No obstante, la mayoría de estas disposiciones legales tienen que ver con el uso de criptomonedas como Bitcoin y el dinero digital; entre estas disposiciones, para octubre de 2015 el Tribunal Europeo de Justicia decidió que el IVA debe aplicarse para las transacciones con bitcoins.

Seguidamente, el banco advierte sobre las dificultades de la regulación específica para cada uso de la tecnología, los cuales tendrán que esperar, pues los efectos disruptivos en el campo financiero serán de mayor impacto. Sin embargo, en cuanto a las cuestiones comunes derivadas de la naturaleza de la blockchain, se debe –opina el autor del comunicado–  establecer un marco jurídico en cuanto antes.

La naturaleza global y distribuida de blockchain hace necesario establecer un marco jurídico en el que se defina su naturaleza legal , incluyendo las jurisdicciones y leyes aplicables, así como de quién es la responsabilidad en caso de error o mal funcionamiento.

Javier Sebastián

Economista en BBVA Research, BBVA

Por otra parte, este pronunciamiento no es la primera opinión ni la primera incursión del BBVA en la tecnología blockchain, ni siquiera respecto al tema regulatorio: en octubre del recién terminado 2016, el consejero ejecutivo de la entidad José Manuel González-Páramo afirmó durante la reunión anual del Institute for International Finance (IIF) que “la innovación y la regulación no son polos opuestos, sino complementarios”.

Scan to Donate Bitcoin
¿Disfrutaste leyendo este artículo? Agradece a con una propina:
Bitcoin 1GrUH6omz7N6zz3Vd9WCLpFWqSPcmoRxg6
DAR PROPINA