Seleccionar página

Cámara de Representantes australiana discute potencial de blockchain para la recaudación de impuestos

Cámara de Representantes australiana discute potencial de blockchain para la recaudación de impuestos

Una comisión de Impuestos y Ganancias de la Cámara de Representantes de Australia, así como ejecutivos de la Oficina de Impuestos de Australia (ATO) se reunieron recientemente con un grupo del Instituto Real de Tecnología de Melbourne (RMIT) para discutir las posibles ventajas de la tecnología blockchain en el futuro de la economía australiana, quienes establecieron que blockchain presenta una “enorme” oportunidad para la economía australiana, aunque también supone dificultades y dilemas morales

La economía australiana se apoya firmemente en los ingresos obtenidos por los impuestos pagados por las compañías tradicionales que operan en su territorio. Sin embargo, con el cambio de paradigma empresarial que los académicos australianos están observando motivado por la irrupción de blockchain, donde compañías monolíticas comienzan a ser desplazadas por “redes cambiantes basadas en blockchain”, la política económica basada en impuestos podría verse entorpecida por la dificultad que supone aplicar leyes de evasión fiscal a transacciones que son prácticamente invisibles en sistemas descentralizados.

Este fue el tema central del encuentro entre la ATO y el RMIT. Chris Berg -quien es además el autor de libros como La Alternativa Libertaria (The libertarian Alternative), columnista de economía y PhD de dicha casa de estudios-, fue el encargado de liderar la reunión por parte del Bloque de Innovación Blockchain del Instituto Real de Tecnología de Melbourne, que se llevó a cabo en Canberra, capital del país australiano.

Berg mencionó durante la reunión que mientras el siglo XXI estuvo dominado por la presencia de grandes firmas “monolíticas”, el nuevo milenio estará marcado por las redes descentralizadas basadas en blockchain. Según él, llevar los capitales a un sistema descentralizado puede causar un drástico cambio en la forma actual de manejar y guardar las ganancias de las empresas. Explicó que con el uso de la blockchain. en el futuro existirán muchas transacciones imposibles de seguir por los entes reguladores, pero que es una realidad que se debe aceptar.

Para bien o para mal, más cosas van a ser inobservables para los gobiernos. Los gobiernos tendrán que cambiar  sus modelos de impuestos y ganancias, y procesar aquellos que sean visibles. Tendrán que aceptar que hay muchas cosas que no podrán fiscalizar, ver o regular.

Chris Berg

Miembro, Bloque de Innovación Blockchain del Instituto Real de Tecnología de Melbourne

Establecer ingresos e información de activos en blockchain requeriría que los individuos, las empresas publicas y privadas australianas y las multinacionales le digan a la ATO exactamente cuánto dinero manejan y explicitamente dónde está, siendo difícil de creer que las empresas publiquen dichas cifras de manera exacta y voluntaria. En este marco, el gobierno deberá aceptar que cierta información se mantenga invisible o cambiar sus prácticas de recaudación de impuestos hacia un modelo de excesiva supervisión ciudadana.

Sin embargo, se observan grandes beneficios a la hora de aplicar blockchain a nivel gubernamental. “Si tuviéramos una situación en la que compañías publicas colocaran sus declaraciones financieras en blockchain, podrías tener tus impuestos pagados en tiempo real vía micropagos -lo cual eliminaría la necesidad de auditar”, explicó el académico australiano.

El fin de los Impuestos Dobles

Además de las recientes discusiones de la ATO sobre regulación, el jueves 19 de octubre se presentó una posible oportunidad de cambio en las leyes actuales, con la introducción de un documento que eliminaría la doble tributación a la que son sujetas las criptomonedas en el país en la actualidad. Aunque esta promesa fue inicialmente hecha por la oficina del tesoro para ser ejecutada en 2017, la propuesta introducida esta semana requiere la aprobación de ambas cámaras del parlamento.

Según las leyes existentes, las monedas digitales son consideradas como propiedad intangible bajo el Impuesto de Bienes y Servicios (GST), por lo que estaban expuestas a un doble impuesto: cuando eran compradas y cuando eran utilizadas para adquirir algún bien o servicio. De ser aprobada esta legislación, esta doble tributación sería eliminada y entraría en vigencia para el 1 de julio de 2018.

Con este cambio las criptomonedas como Bitcoin y Ethereum se tratarían de forma similar a las monedas extranjeras, por lo que no estarían sujetas al GST. Sin embargo, existe una excepción; esto se aplicaría solo al momento de adquirirlas inicialmente, pero en el caso de cambiarlas por monedas fiat o de utilizarlas para adquirir otras monedas electrónicas, sí se aplicaría el Impuesto a Bienes y Servicios.

Australia trata de mantenerse como uno de los principales países en apoyar compañías FinTech y como líder en innovación digital. Los últimos tres años han estado realizando reuniones para analizar cómo pueden mejorarse las medidas regulatorias, entre las que resaltan reuniones del senado para impulsar la adopción de criptomonedas, propuestas de leyes contraterroristas y regulaciones en el intercambio de Bitcoin.

¿Disfrutaste leyendo este artículo?
Agradece a con una propina:

Acerca del autor

Carelin García

Estudiante de Ingeniería de Mantenimiento Industrial e Higiene y Seguridad Industrial con gran pasión por aprender y enseñar.

¡Mantente al día!

Tweets de @CriptoNoticias

PUBLICIDAD