Desde que la criptomoneda bitcoin aumentó su popularidad en los medios de comunicación tradicionales, algunos de sus detractores, como banqueros y políticos, han mantenido firme la bandera del desprestigio contra la criptomoneda, condenándola por ser de frecuente uso en la Deep Web con fines ilegales. En días recientes, un asistente europarlamentario confirmó esta bandera con sus propios actos, al hacerse público que el funcionario utilizó bitcoins para extorsionar agentes del FBI.

George Cottrell, uno de los asistentes personales más cercanos del antiguo líder del Partido de la Independencia del Reino Unido (UKIP, por sus siglas en inglés), Nigel Farage, fue detenido en el aeropuerto de Chicago, Estados Unidos, y se encuentran enfrentando 21 cargos distintos, entre los que se incluyen extorsión, lavado de dinero y fraude.

El caso tiene inicio en el año 2014. Según relata The Guardian, Cottrell parece haber aceptado lavar dinero para narcotraficantes con los que mantuvo contacto a través de la Internet Profunda. Lo que desconocía el asistente europarlamentario era que dichos narcotraficantes eran realmente agentes encubiertos del FBI.

Una investigación federal de Arizona expone que, en dicho año, Cottrell arregló reunirse en Las Vegas con los supuestos narcotraficantes, con quienes acordó el envío de 15.500 libras esterlinas para lavado. Posteriormente amenazó con acusarlos con las autoridades, si no le pagaban 62 mil libras esterlinas en bitcoins, lo cual equivalía para el momento a 130 BTC.

Un vocero del partido ha ofrecido declaraciones sobre el suceso:

George fue un entusiasta voluntario no remunerado para el partido durante el período del referéndum. Desconocemos los detalles de las alegaciones excepto que datan de un tiempo previo a que estuviera directamente involucrado con el partido. Ánonimo

Vocero, Partido de la Independencia del Reino Unido

Para el momento del arresto, Cottrell y Farage se encontraban de regreso a Londres, tras haber asistido a la convención del Partido Republicano estadounidense en Cleveland, convención en la que mantuvieron discusiones con los asesores del polémico candidato presidencial, Donald Trump.

Cottrell se encuentra en custodia desde el 22 de julio y se planea extraditarlo a Arizona para atender su caso, según informó un vocero del FBI. A cuatro días del arresto, Cottrell se presentó brevemente en la corte de Illinois, dónde el juez encargado del caso le denegó la libertad bajo fianza. Por los momentos, el político inglés se encuentra esperando la realización del juicio que determinará la condena que recaerá sobre él, dependiendo de si resulta declarado inocente o culpable de los 21 cargos de los que se encuentra acusado.

Scan to Donate Bitcoin
¿Disfrutaste leyendo este artículo? Agradece a con una propina:
Bitcoin 12QLzthbYPmA8H19M4wPL1jfGDAp6zP7zu
DAR PROPINA