La ciudad estadounidense de Boston, capital de la mancomunidad de Massachusetts, está poco a poco ampliando su espectro de compañías que profundizan en tecnología blockchain. Varias organizaciones de la región han anunciado planes de investigación en la tecnología de cadena de bloques y en finanzas digitales.

Una de estas grandes compañías de Boston que está incursionando en la tecnología blockchain es State Street Financial. El gigante financiero ha anunciado dos nuevas contrataciones para fortalecer su información y capacidades tecnológicas para acelerar el ofrecimiento de servicios digitales de la compañía.

En una nota de prensa, revelaron que Antoine Shagoury, ex CIO de London Stock Exchange Group (LSEG) se unirá al equipo de trabajo de la firma de inversión, resaltando como Shagoury siempre abogó por la implementación de la tecnología blockchain en el tiempo que trabajó con LSEG.

Además, Chris Perretta, quien trabajó como CIO de State Street, fue ascendido a un nuevo cargo recientemente creado como Jefe Global de Data Empresarial y Tecnología. Ahora, Perretta será responsable de la estrategia tecnológica adelantada por State Street, combinando sus conocimientos previos con la data existente para crear nuevas herramientas y plataformas para sus clientes.

State Street es uno de los proveedores financieros más grandes en la actualidad, poseyendo alrededor de 23.7 trillones de activos bajo su custodia. Sin embargo, se han movido un poco lento, en relación a otras compañías, en lo a que adopción de nuevas tecnologías financieras se refiere. Jay Hooley, Jefe Ejecutivo de la firma, le comentó al Boston Globe que cada vez le preocupa más estar anclado en una compañía de 225 años que no se está moviendo lo suficientemente rápido en la adopción de nuevas tecnologías.

La compañía se ha movido bastante últimamente para promover la adopción tecnológica a lo interno. Han invertido grandes cantidades de dinero en patentizar su propia infraestructura privada de nube y han lanzado una nueva unidad de negocios que usa datos y análisis para el manejo de riesgo de sus clientes y disminución de costos, entre otras cosas.

Sin embargo, estas acciones no le han parecido suficientes a Hooley, observando la creciente investigación que cada vez más grandes compañías realizan en el sector de las tecnologías financieras. Es por esta razón que ha enviado a 15 de los mejores y más brillantes miembros de su compañía a distintas partes del mundo, para que pasen seis meses investigando cual será la nueva ‘gran cosa’ en el mundo de las tecnologías financieras.

La investigación de State Street en blockchain no está recién empezando. La firma, es una de las grandes compañías que se aliaron entorno a la startup R3 para el desarrollo de un protocolo y normas comunes para el uso de la blockchain, consorcio que actualmente llegó a sumar 30 compañías. 

Sin embargo, las últimas jugadas adelantadas por State Street, demuestran un renovado esfuerzo por explorar la tecnología y sus posibles usos hacia lo interno, siendo ellos quienes se coloquen como punta de lanza del desarrollo tecnológico y ser la vanguardia en la creación de nuevas herramientas para la blockchain. Sobre la contratación de Shagoury y su experiencia en el área, Perretta comentó: 

Antoine tiene veintiún años de historia promoviendo el cambio en alto volumen, tiempo real y operando en ambientes globales críticos. Ha conducido exitosos esfuerzos tecnológicos en dos bolsas de valores y ha sido un promotor de las tecnologías disruptivas, más recientemente de las oportunidades en blockchain. La extensa experiencia técnica y operacional de Antoine y su significativo conocimiento de la industria serán grandes activos para State Street, al tiempo que llevamos a la siguiente fase nuestra transformación digital. Chris Perretta

Estos esfuerzos de Perretta y de sus nuevos empleados, que buscan adoptar la innovación, forman parte de un plan para determinar como el producto se verá dentro de cinco, diez o veinte años. Actualmente, se encuentran interesados en la habilidad de blockchain para automatizar el proceso de los fideicomisos. 

Sin embargo, State Street no es la única compañía de Boston adelantando esfuerzos en la adopción de Blockchain y demás tecnologías financieras. Otras de las compañías que tienen como residencia a la capital de Massachusetts son FinTech Sandbol, la cual ofrece a sus usuarios un periodo de prueba de sus análisis de información de registro distribuido; Circle Financial también se encuentra ofreciendo sus servicios en la región, habiendo recibido recientemente una inversión de 50 millones de dólares por parte de Goldman Sachs.

Boston, junto a Chicago y San Francisco, son las regiones que están llevando la batuta actualmente en el sector de las tecnologías financieras. Y entre mayor adopción, mayor es también la necesidad de educación para reforzar estos mercados emergentes. Es por eso que el MIT se encuentra ofreciendo un curso de aplicaciones de tecnologías financieras en la escuela ubicada en la ciudad.

Siendo una de las regiones con mayor apertura hacia la tecnología y menos interés en establecer regulaciones, Massachusetts parece ser uno de los terrenos más fértiles para el desarrollo en este sector de las finanzas.

Scan to Donate Bitcoin
¿Disfrutaste leyendo este artículo? Agradece a con una propina:
Bitcoin 12QLzthbYPmA8H19M4wPL1jfGDAp6zP7zu
DAR PROPINA